Con evidente tristeza cientos de dolientes llegaron al panteón del Ejido Mazatlán a darle el último adiós

Rosarito, BC.-Familiares y amigos de Brian Efrén Cortez, asesinado el pasado domingo en Rosarito, acudieron a despedir el cuerpo del menor al entierro en el panteón del Ejido Mazatlán.

Los restos de Brian Efrén Cortez Rodríguez, llegaron a su última morada en el panteón municipal Ejido Mazatlán, junto a la tumba de su abuelo, donde esperará que la mano de la justicia lo alcance, tras ser cruelmente asesinado, en Rosarito.

El féretro del niño de 13 años, quien fuera localizado sin vida el pasado lunes en el arroyo Huacatay, partió de la funeraria cerca del mediodía, para dirigirse por el bulevar Guerrero hacia su casa, donde hubo una breve parada, para después llegar al panteón, donde la música de mariachi le esperaba.

Cientos de dolientes llegaron al panteón y mientras era sacado de la carroza se entonó la canción “Amor Eterno”, mientras el llanto se hacía presente.

La música siguió mientras sus familiares más cercanos rodeaban el ataúd que fue abierto por su padre para que antes de que fuera sepultado, pudieran despedirse de él.

Fotos: Carmen Gutiérrez

La exigencia de justicia fue escrita en varios autos que acompañaron al cortejo fúnebre y que se extendió en voz de algunos asistentes.

Al entierro también llegaron personas que no conocían al menor, pero que se solidarizaron al conocer la forma tan cruenta en la que se le arrebató la vida.

Las autoridades aún investigan la muerte de Brian, y hasta el momento hay una persona detenida como presunto responsable, se trata de su tío, según dio a conocer la abuelita de la víctima, Gloria Benítez.

Convocan a marcha

Para este sábado a través de redes sociales, se ha convocado a una marcha pacífica en memoria de Brian, que partirá a las 17:00 horas, de la Plaza San Fernando para llegar a la explanada del Palacio Municipal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *