Rafael Amaya, el famoso protagonista de El señor de los cielos, regresa a la actuación después de dos años de ausencia y de vivir los estragos de su adicción que superó poco a poco con rehabilitación.

En la primera entrevista concedida para la cadena Telemundo, en el programa Hoy Díadio detalles sobre su aparición en la serie mexicana Malverde: El santo patrón.

Estoy muy agradecido, contento, emocionado, un poco nervioso también. Todavía no conozco las instalaciones, no estoy muy empapado todavía de la historia en general”, expresó sobre su corta participación en la serie.

A pesar de que por razones ajenas a él no puede revelar mucha información sobre su papel, compartió que interpretará a un personaje llamado “Teo”, un bandolero que el mismo actor considera “muy simbólico”.

“Malverde se ha convertido en el santo de muchos sicarios, de muchos narcotraficantes y de gente que no se dedica a esto. Es un santo al que se le pide ayuda para que te protección: que no se te atore el arma, que se desvíen las balas”, aclaró para el programa.

Amaya se mostró sonriente, feliz y tranquilo durante la entrevista, y así expresó su proceso: “Estoy recuperando mi cuenta de Twitter, acabo de recuperar Instagram y Facebook, hasta mi INE. Estoy recuperando mi vida y a mis amigos”, compartió.

Además, confesó que a raíz de todo lo que vivió en los últimos años, recuperó la fe que creía perdida. “Todo esto no es casualidad, y el tiempo de Dios es perfecto y el del hombre es imperfecto y eso lo tengo clarísimo, hermano. Antes no creía en Dios, así de mal estaba mi situación”, recapituló el actor.

Malverde: El Santo Patrón narra la historia del bandido mexicano Jesús Malverde, un joven de Sinaloa que vivió los estragos de la guerra y los comienzos de la Revolución Mexicana. Ambientada en 1870, el programa televisivo está protagonizado por el cantante de música regional Pedro Fernández, a lado de Carolina Miranda, Mark Tacher, Alejandro Nones e Isabella Castillo.

Después de su icónico papel de “Aurelio Casillas” en El Señor de los Cielos, Rafael se alejó de los reflectores debido a que cayó en una fuerte adicción a las drogas y el alcohol, que lo llevó a su internamiento en un centro de rehabilitación.

A principios de este año, el actor de fue captado en medio de un episodio de delirio de persecución en las calles de Tijuana, cuyas fotografías y videos se difundieron por la revista Tv Notas.

Estas publicaciones aumentaron los rumores sobre el estado de salud del actor, pues en los videos se le vio desorientado y desaliñado. Si embargo, las personas allegadas a él salieron a negar que Amaya se encontraba de nuevo en una adicción.

Incluso, reapareció a través de las redes del cantante Roberto Tapia, en donde sus fans pudieron apreciar que el actor se encontraba bien.

“Son puros chismes…puro mitote, no crean nada, tantas cosas que se han dicho de mí, que el video, que esto, que lo otro… aquí estoy, y lo que se ve no se juzga, aquí estoy al cien con ustedes y muy agradecido con Dios, con mi familia, con mis amigos y con mis fans sobre todo que no han perdido la fe y una disculpa por no haber estado todo este tiempo al pendiente de ustedes”, expresó en un video en vivo en donde se leve visiblemente conmovido.

A pesar de los rumores de una nueva recaída, el actor de La Reina del Sur ha regresado poco a poco a la vida pública, con proyectos como una gira con Roberto Tapia, que al final fue cancelada por él mismo, y una nueva película titulada Cuando los muertos resucitan.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *