lunes, 22 de mayo de 2017 - 10:25 hrs

Clasificados     

ESCÚCHANOS EN VIVO!



  
     

PERIÓDICO VIRTUAL


La extradición de Javier Duarte puede extenderse de seis meses a un año


Mexico - 17 de abril del 2017 - Fuente: El Pais


El exgobernador de Veracruz Javier Duarte, detenido el sábado en Guatemala, aún no define si aceptará o no la extradición a su país. Después de pasar seis meses prófugo de la Justicia, el acusado por delincuencia organizada y lavado de dinero tiene la posibilidad de extender su traslado a México desde seis meses hasta un año. Este plazo es el que ha reconocido la propia Fiscalía mexicana en el caso de que Duarte se oponga a la entrega. Y ese tiempo aumenta el riesgo de que uno de los políticos más corruptos de la historia de México se les vuelva a escurrir.

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, ha lanzado este lunes su primera declaración sobre la captura de Duarte, sin mencionarlo directamente: "Estas detenciones [la de Tomás Yarrington y Javier Duarte] son un mensaje firme y contundente del Estado mexicano contra la impunidad". Peña Nieto se anota públicamente el tanto de haber arrestado a dos de los políticos más buscados, que cargan además con las mismas siglas de su partido, el PRI. Yarrington presidió Tamaulipas hasta 2005 y fue capturado hace una semana en Italia, estaba acusado de lavado de dinero procedente del narcotráfico.

Duarte desapareció volando hace 186 días. El 15 de octubre le abrieron las puertas de un helicóptero gubernamental. El que lo hizo fue su sucesor en el cargo, Flavino Ríos. La huida ocurrió tres días después de que un juez acusara al exmandatario formalmente y la Fiscalía anunciara una recompensa de 15 millones de pesos. Pudo huir porque en ese momento no existía ninguna orden de aprehensión en su contra. Después de una de las capturas más ansiadas por el desprestigiado Gobierno de Peña Nieto, estas son las claves del proceso que enfrenta el exgobernador.

¿En qué consiste el proceso previo de extradición?

Las autoridades mexicanas tienen 60 días, a partir de su detención, para solicitar la extradición. Una vez que esto se lleve a cabo, si no se opone el acusado, podría estar de vuelta en México en un par de meses. Si interpone algún recurso el proceso podría durar hasta un año.

¿De qué lo acusan?

Javier Duarte Ochoa, de 43 años, está acusado de delincuencia organizada y lavado de dinero.

¿A qué se enfrenta?

El delito de delincuencia organizada está sancionado con entre 20 y 40 años de cárcel y el de lavado de dinero u operaciones con recursos de procedencia ilícita está penado con entre cinco y 15 años de prisión.

¿Qué le han encontrado?

El exgobernador posee en Estados Unidos un rosario de casas de lujo. En Houston (Texas) posee una residencia dentro del complejo residencial The Woodlands, valorada en 700.000 dólares. En Miami (Florida) hay unas 19 residencias asociadas a Duarte, con un valor aproximado de 230.000 y 350.000 dólares. En Nueva York tiene seis departamentos en el prestigioso hotel St. Regis adquiridos a través de las empresas fantasma vinculadas al exgobernador, su valor ronda los 200.000 y los 400.000 dólares. En Madrid cuenta con un piso en una de las calles más caras de la capital española, Alfonso XII, y está valorado en cinco millones de euros. En México, cuenta con residencias en Xalapa (Veracruz) y Lerma (Campeche); en la capital, tiene propiedades en las exclusivas zonas de Polanco y Lomas de Virreyes; y en Valle de Bravo, cuenta con un rancho valorado en 200 millones de pesos.

¿Cuánto dinero se estima que se robó de las arcas de Veracruz?

La oposición destapó en noviembre, a unos días del cambio de gobierno en Veracruz, que el daño patrimonial del mandato de Duarte asciende a los 16.000 millones de pesos (837 millones de dólares).

¿Quiénes están prófugos?

En el mismo expediente de Duarte hay otras seis personas señaladas por los mismos delitos. Y cinco de los seis se encuentran en búsqueda y captura: Moisés Mansur, Javier Nava Soria, Rafael Gerardo Rosas Bocardo, Santa Bartolo Acuña y Miguel Velázquez Nieva. La mayoría de ellos actuaron como prestanombres del exgobernador.

Ni su mujer, Karime Macías Tubilla, que se encontraba con él en el hotel donde lo capturaron en Guatemala y está vinculada a su red de lavado de dinero, ni tampoco sus familiares, señalados como cómplices y ayudantes de su fuga, ha recibido una orden de detención. La esposa de Duarte, sus suegros, Jesús Antonio Macías y María Virginia Yazmín Tubilla Letayf, su cuñada, Mónica Ghihan Macías Tubilla, y su concuño, José Armando Rodríguez Ayache, han sido investigados por la Fiscalía desde el inicio, incluso les fueron aseguradas cuentas bancarias. Pero hoy pueden caminar libremente por México.






Comentarios